viernes, 12 de febrero de 2016

Anatomía de una boina


Según la RAE, la boina es una gorra sin visera, redonda y chata, de lana y generalmente de una sola pieza. Y según nuestras agujas de hacer punto ¿que es una boina?...
Para empezar es una banda elástica que se ciñe a la cabeza, que continua con un numero de aumentos tan variables como grande queramos la parte plana y circular que coronará la cabeza.
Así que, lo primero que necesitamos para hacer nuestra boina, es la medida de la cabeza, el contorno pasando por la frente y la nuca (a). Esta medida la transformaremos en puntos cuando hagamos la muestra de tensión del tejido que nos gusta para nuestra boina.


Vamos a ver por partes su estructura para empezar a tejer...
1.- La banda del elástico: se tiene que ajustar al contorno de la cabeza y suele tener de 2,5 a 5cm de ancho. Podemos tejerla en punto elástico (1dx1r, 2dx2r, 2dx1r, etc.), en punto bobo, en brioche... como ves hay muchas opciones, lo mas importante es que se tiene que ajustar a la cabeza.

2.- La banda de aumentos: En esta parte realizamos los aumentos de los que dependerá el tamaño de la parte redonda y plana de la boina. Esta banda puede tener de 9 a 15cm según quieras una boina mas pequeña o mas grande. Esta parte puedes tejerla con cualquier tipo de punto, punto liso, encaje, trenzados, fair isle... lo que quieras.
A la hora de hacer los aumentos, y para conseguir una forma redonda bien definida, hay que distribuirlos de manera proporcionada:
- Podemos tejer un punto y hacer un aumento en el siguiente, por lo que duplicamos los puntos de la banda elástica.
- Podemos tejer 2 puntos y hacer un aumento, por lo que aumentaremos la mitad de los puntos de la banda elástica.
- Podemos tejer 3 puntos y hacer un aumento, por lo que aumentaremos un tercio de los puntos de la banda elástica.
Cuanto más puntos aumentemos más grande será la parte plana de la boina.
La forma mas sencilla es hacerlos en la primera vuelta una vez terminada la banda elástica y continuar tejiendo hasta tener el ancho que nos guste.

3.- La parte plana y redonda: esta parte que puede medir de 22 a 32 cm de diámetro, se realiza mediante menguados y su forma variará según el tipo de menguado y su frecuencia:
- desde 5 posiciones de menguado a 8 posiciones.


- menguando 2 puntos juntos si queremos que las lineas de disminución giren a la derecha, o menguando (deslizar 1 punto, deslizar otro punto y tejerlos en la aguja derecha) para que las lineas de menguado giren a la izquierda.


- menguando en cada vuelta par si queremos un diámetro grande, o menguando en cada vuelta par e impar si queremos que el diámetro sea pequeño.

Tener cuidado de dejar suficientes puntos al final, para que al cerrar no quede puntiagudo, entre 3 puntos por aguja o 4 puede ser suficiente.

¿Te animas a diseñar tu propia boina?. Es mas sencillo de lo que parece y cuando empieces no podrás parar.


sábado, 19 de diciembre de 2015

Circulo (3): circulando en linea recta


Llegó el momento de soltar tres agujas y quedarnos sólo con dos.
Sí, vamos a tejer un círculo partiendo de un mínimo de puntos y haciendo aumentos hasta alcanzar la medida del diámetro para menguar y volver al numero de puntos inicial.
Hay que ir con mucho cuidado ya que de la misma manera puede salir un cuadrado, un rombo, incluso una elipse. Así que mucho ojo a la muestra de tensión y a los cálculos!


Empezamos por preparar el patrón del circulo. Es importante separarlo en secciones, me explico: el eje vertical los separamos en partes iguales, en el ejemplo de la imagen, en el que el diámetro del circulo es de 15cm, dividimos el diámetro vertical en secciones de 1,5cm cada una. En cada una de las divisiones trazamos una perpendicular, por lo que el circulo queda dividido en secciones horizontales. Tomamos la medida de cada una de las líneas que dividen el circulo. Así, tomando como ejemplo el circulo de la imagen, la linea que pasa por el primer punto a 1,5cm del borde y que define la sección “a” del circulo, mide 9cm. La linea a 3cm, que define la sección “b” mide 12cm. La linea que pasa a 4,5cm y que define la sección “c” mide 14cm, etc...
Hacemos la muestra de tensión para obtener una relación entre los centímetros y los puntos y las vueltas. Tenemos entonces que 1,5cm son 5 vueltas, así que, y según el ejemplo de la imagen, vamos calculando las variables de cinco en cinco vueltas. 
Si comenzamos montando 4 puntos, vemos que en cinco vuelta tenemos que aumentar 18 puntos, como el circulo es una figura simétrica, aumentaremos 9 puntos a cada lado. Está claro que si dividimos 9 entre 5, en alguna de las vueltas tendremos que aumentar dos puntos en cada lado... fíjate en el esquema de la imagen.
Para formar el círculo siempre se empieza con mas aumentos, y a medida que se hacen las vueltas los aumentos disminuyen, así como su frecuencia, hasta llegar a un punto en el que hay varias vueltas sin aumentos.
Comenzamos a disminuir de manera simétrica a como hemos aumentado, es decir, primero las disminuciones son menos frecuentes y de menos puntos, para aumentar en numero y frecuencia a medida que nos acercamos al borde.



Esta manera de tejer círculos no es muy habitual, lo que no quiere decir que no sea interesante en lo que a muestras de tensión se refiere, ya que es un ejemplo claro de su importancia a la hora de conseguir una forma final.


miércoles, 25 de noviembre de 2015

Circulo (2): el borde es el comienzo


Si, es verdad que he dicho que dejaríamos de dar vueltas, pero aun no es el momento, todavía nos queda por averiguar como podemos hacer un círculo comenzando por el borde.
El resultado final se parece mucho al circulo 1a y en realidad no es mas que empezarlo por el final, es decir, por la última vuelta e ir reduciendo el numero de puntos por aguja hasta llegar al centro con dos puntos por aguja. Podrás comprobar que le patrón no cambia.


Así que sin mas, comenzamos con el cálculo de las vueltas que necesitamos para llegar a completar la medida del radio de nuestro circulo, ya sabes...con la muestra de tensión.
En el ejemplo de la imagen puedes ver que necesitamos 20 vueltas. Si recuerdas, para hacer el circulo, aumentábamos 2 puntos por aguja en cada vuelta par, por lo que el numero de puntos coincidía con el numero de vuelta par que estábamos tejiendo mas dos (que son los puntos iniciales del montaje). Por tanto, si tenemos que hacer 20 vueltas para obtener nuestro radio, tenemos que montar 20+2 puntos, es decir, 22 puntos en cada aguja.
Para obtener la forma circular, reduciremos dos puntos por aguja en cada vuelta par. Recuerda que los radios que se definen con los menguados tendrán inclinación diferente según el tipo de menguado que realices. Para ayudarnos a posicionar el sitio en el que hacemos los menguados, podemos utilizar marcadores y colocarlos en cada aguja, repartiendo los puntos en partes iguales.
Puedes hacer los menguados antes del marcador y al final de cada aguja; o al principio de cada aguja y después del marcador.
No los hagas al principio y al final de la misma aguja porque te saldrá un cuadrado.
Resumiendo, siguiendo el ejemplo de la imagen y haciendo lo mismo en cada aguja:
En cada aguja montamos 22 puntos.
En la 1ª vuelta tejemos todos los puntos de derecho. Para hacernos la vida mas fácil podemos colocar un marcador en medio de los 22 puntos (11+11), ya que tenemos que hacer disminuciones en el medio de la vuelta.
En la 2ª vuelta (y el resto de las vueltas pares) tejemos en punto derecho hasta 2 puntos antes de la marca, disminuimos un punto justo antes de la marca, pasamos la marca y continuamos tejiendo de derecho hasta que queden 2 puntos y disminuimos un punto. 
En la 3ª vuelta (y resto de vueltas impares) tejemos todos los puntos de derecho.
Ahora solo tenemos que alternar las vueltas 2 y 3 hasta que solo queden 2 puntos por aguja, los cerraremos pasando la hebra por el centro de los puntos con una aguja lanera y tirando de ella para tensarla y que el centro del circulo quede bien cerrado.
En el próximo circulo dejaremos de dar vueltas....


viernes, 6 de noviembre de 2015

Circulo (1b): desde el centro con disimulo...


Hasta ahora, aunque no hayamos hecho muchos círculos, hemos visto que cuando tejemos una figura, los aumentos quedan marcados en el tejido definiendo lineas que se inclinan hacia un lado u otro según el tipo de aumento. Pues bien!... llegó la hora de que hagamos un circulo con aumentos casi, casi inapreciables...¿cómo?... cambiando la frecuencia de los aumentos.
Los aumentos se muestran porque, al tejer,  los hacemos siempre en el mismo sitio (de hecho solemos poner una marca para indicar que ahí tenemos que hacer un aumento) y con apenas una vuelta de separación... Regularidad. Pues esto es lo que tenemos que cambiar para evitar que se aprecien tanto los aumentos. Tenemos que dejar de hacerlos en el mismo sitio y separarlos mas de una vuelta, pero no olvidemos que es una figura geométrica y que por tanto hay que seguir manteniendo cierta periodicidad. Esto es, hasta ahora, la teoría... pasemos a la práctica.


En realidad el número de puntos que tendremos por vuelta en este modelo de círculo, coincidirá bastante con el modelo anterior (circulo 1a). Lo que quiero decir es que, aunque cambiemos la manera de repartir los puntos, en la última vuelta habrá el mismo numero de puntos en ambos modelos. Lo que haremos es repartir el numero de aumentos totales y aplicarlos en menos vueltas, es decir, que si en el modelo 1a aumentábamos 2 puntos por aguja y en cada vuelta par, ahora aumentaremos 6 puntos por aguja y cada seis vueltas (a partir de la vuelta 6). Al aumentar tantos puntos por aguja, tendremos que distribuirlos para que el lado que estamos tejiendo quede uniforme ya que si aplicamos los aumentos en un mismo sitio lo que hacemos es generar un pico o un ángulo. Una vez terminado, el circulo tejido mostrará los aumentos en círculos concéntricos que quedan disimulados ya que el propio punto se distribuye de forma concéntricas.

Lo vemos en la imagen: Partimos de dos puntos por aguja, para ayudarnos en los cálculos, hacemos el primer aumento en la vuelta 4, ahí aumentamos dos puntos, por lo que tenemos 4 puntos por aguja. El siguiente aumento lo hacemos en la vuelta 6 y ahí también hacemos dos aumentos por aguja así tenemos 6 puntos por aguja (hasta aquí todo es similar al circulo (1a)). Pero a partir de aquí vamos a espaciar los aumentos y los hacemos cada 6 vueltas y lo que haremos será aumentar 6 puntos. Así que llegamos a la vuelta 12 sin hacer aumentos, y en esta vuelta es donde aumentaremos 6 puntos por aguja. Como desde la vuelta 6 tenemos 6 puntos por aguja, y ahora tenemos que aumentar 6 puntos, tenemos que distribuimos ya que para evitar generar un pico no podemos tejerlos en un mismo sitio, ni siquiera en dos, así que, tejemos un punto y hacemos un aumento, tejemos un punto y hacemos un aumento... y así hasta terminar haciendo un aumento. Ya tenemos 12 puntos por aguja en la vuelta 12. Ahora tejemos 6 vueltas con los 12 puntos por aguja es decir, hasta la vuelta 18 no hacemos mas aumentos pero al llegar a la vuelta 18 aumentamos 6 puntos en cada aguja y ya tenemos 18 puntos por aguja. De nuevo hay que distribuirlos, ahora tenemos 12 puntos por aguja y aumentamos 6...para que queden distribuidos, tejemos 2 puntos y hacemos un aumento, tejemos dos puntos y hacemos un aumento, y así hasta terminar haciendo un aumento.


Pongo un poco de orden:
Montamos 2 puntos por aguja (Vamos a trabajar con 5 agujas)
Las indicaciones son para una aguja por lo que hay que repetir lo mismo en las otras tres.
Vuelta 1 : tejer de derecho retorcido los 2 puntos.
Vuelta 2: tejer de derecho los 2 puntos
Vuelta 3: tejer de derecho los 2 puntos
Vuelta 4: tejer de derecho 1 punto, hacer un aumento, tejer de derecho 1 punto, terminar haciendo un aumento.(total de puntos por aguja: 4)
Vuelta 5: hacer de derecho todos los puntos.
Vuelta 6: tejer de derecho 2 puntos, hacer un aumento, tejer de derecho 2 puntos y hacer un aumento (total de puntos por aguja: 6)
Vueltas 7-8-9-10-11: tejer de derecho todos los puntos. (siempre tenemos 6 puntos por aguja)
Vuelta 12:(aumentar 6 puntos por aguja) *Tejer de derecho 1 punto, aumentar 1 punto*, repetir ** hasta el final (total de puntos por aguja: 12)
Vueltas 13-14-15-16-17: tejer de derecho todos los puntos. (siempre tenemos 12 puntos por aguja)
Vuelta 18: (aumentar 6 puntos por aguja)*Tejer de derecho 2 puntos, aumentar 1 punto*, repetir ** hasta el final (total de puntos por aguja: 18)
Vueltas 19-20-21-22-23: tejer de derecho todos los puntos. (siempre tenemos 18 puntos por aguja)
Vuelta 24: (aumentar 6 puntos por aguja)*Tejer de derecho 3 puntos, aumentar 1 punto*, repetir ** hasta el final (total de puntos por aguja: 24)
Etc...etc...hasta donde tu quieras....

En el siguiente modelo dejaremos de dar tantas vueltas y seguiremos un camino mas recto aunque hagamos otro círculo.

miércoles, 28 de octubre de 2015

Circulo (1a): desde el centro y con radios...


Es hora de volver con las 5 agujas y tejiendo en circular vamos a construir un círculo.
El primero que vamos a tejer lo empezaremos por el centro e iremos aumentando en la misma posición en cada vuelta par, lo que hará que los aumentos se visualicen como una línea en espiral, y según posicionemos los aumentos, la espiral girará hacia la derecha o hacia la izquierda.


Seguro que esto te suena de algo, pues ¡si!...como ocurría con el cuadrado (4), de hecho y para que salga un circulo en lugar de un cuadrado tenemos que hacer los aumentos en ocho puntos  en lugar de cuatro, como ocurre en el cuadrado. Por tanto haremos también dos aumentos en cada aguja, uno de ellos al principio de los puntos de la aguja y otro en el medio de los puntos; también podemos hacer un aumento en el medio de los puntos de una aguja y otro al final de los puntos de una aguja. Lo que NO podemos hacer es colocar los aumentos al principio de los puntos de la aguja y al final de los puntos de la aguja porque entonces construimos un cuadrado. Ahí es donde está la clave, en posicionar los 8 aumentos separados entre si por el mismo número de puntos.

Resumiendo:
En cada aguja montamos 2 puntos.
En la 1ª vuelta tejemos todos los puntos de derecho retorcido (por la hebra de atrás). Para hacernos la vida mas fácil podemos colocar un marcador en medio de los dos puntos, ya que a partir de esta vuelta tenemos que hacer aumento en el medio de la vuelta.
En la 2ª vuelta (y el resto de las vueltas pares) hacemos un aumento al principio de la vuelta, tejemos en punto derecho hasta la marca, pasamos la marca y hacemos otro aumento para continuar tejiendo de derecho el resto de los puntos hasta el final. En la imagen he hecho un aumento con calado, pero puedes hacer el tipo de aumento que prefieras. Eso si, con calado se aprecia mas la dirección de la espiral.
En la 3ª vuelta (y resto de vueltas impares) tejemos todos los puntos de derecho.
Ahora solo tenemos que alternar las vueltas 2 y 3 hasta obtener la medida deseada.
¿Como hacemos si queremos cambiar la dirección de la espiral o lo que es lo mismo, si queremos el aumento al final de la vuelta?. Simplemente, en las vueltas pares, tejemos de derecho todos los puntos hasta la marca, pero, y esto es importante, hacemos el aumento antes de la marca, una vez hecho el aumento, pasamos la marca y tejemos de derecho el resto de los puntos hasta el final para terminar la vuelta haciendo un aumento.
Por cierto, no te creas que me olvido de decirte que si quieres hacer el círculo con un diámetro determinado, hay que hacer la muestra de tensión para relacionar los centímetros del diámetro con las vueltas que tenemos que dar... claro está que tejiendo!.


Esta es una manera de tejer un círculo partiendo del centro y “dibujando” una espiral....Existe otra manera en la que, partiendo también del centro, el aumento es uniforme o concéntrico y los radios apenas se aprecian. Pero esa es otra historia que se merece un capítulo propio.


jueves, 22 de octubre de 2015

Paseando entre los círculos...


Vamos a enfrentarnos ahora a la pieza que solo tiene un lado, o infinitos puntos... el círculo...
Y como siempre... una simple figura, al tener varias formas de realizarlo, su aspecto final varía. Así, a la hora de tejerlo tenemos varias opciones, si utilizamos 5 agujas podemos empezar por el centro e ir aumentando hasta que tenga el diámetro o la circunferencia deseada (1), o lo podemos empezar por el borde, montando los puntos necesarios para la circunferencia deseada y menguar hasta llegar al centro (2), de estas dos maneras conseguimos que el punto se disponga de forma radial.
Podemos tejerlo con dos agujas partiendo de dos puntos y aumentar puntos hasta lograr el diámetro y luego disminuir puntos hasta tener de nuevo dos puntos (3), así el punto se mantiene en lineas verticales.
También podemos lograr un circulo mediante vueltas cortas (4) consiguiendo que el punto se organice en lineas concéntricas.
Según lo que vayamos a construir a veces necesitaremos la medida del diámetro y otras veces necesitaremos la medida de la circunferencia, así que, aquí te dejo la formula para su cálculo porque nunca se sabe cuando puede hacer falta.



Lo podemos encontrar como circulo en patrones de boinas, y si lo que utilizamos es la corona circular o una sección de ésta podemos tejer fabulosos ponchos, chales incluso faldas de gran amplitud y caída....¿A que es interesante? Entonces no te pierdas como construimos cada uno de ellos.


miércoles, 7 de octubre de 2015

Anatomía de una bufanda...


A la hora de empezar a tejer no hay nada como el primer desafío, sencillo, sin complicaciones... tejer una bufanda.
Entonces surge la pregunta clave...¿qué tamaño tiene una bufanda?...
La bufanda clásica tiene forma rectangular, así que, su patrón es fácil, para poder entendernos,  le asignamos al ancho la letra “a” y al largo la letra “b”.
El tamaño de la bufanda está determinado por la persona que la va a llevar puesta, así una bufanda para un niño, no mide lo mismo que para un adulto. Por tanto ya tenemos que una de las medidas, el largo (letra “b” en el esquema) se corresponde con el alto de la persona que va a ponerse la bufanda.
Si hablamos de niños de 1 año a 12 años  trabajamos con medidas que van desde 80cm hasta 152cm. Mientras que en adultos las medidas se encuentran entre 155cm y cualquier jugador de baloncesto... mas o menos 207cm.
No debe de preocuparte que la medida sea exacta a la altura, con una aproximación será suficiente.
En cuanto al ancho de la bufanda (letra “a” en el esquema) también varía según la altura de la persona, para un niño debe de ser mas estrecha que para un adulto.
No te preocupes, incluyo una pequeña tabla de orientación para las medidas.


Está claro que estamos hablando de la bufanda estándar, porque si nos ponemos a diseñar, ¡no hay limites!, grandes bufandas con largos infinitos, mega-envolventes o de anchos abrigosos. ¡Imaginación al poder!.

Y ahora... llega la hora de escoger el punto con el que vamos a tejer, lo mejor para una bufanda es un punto reversible (que se ve igual por el derecho que por el revés del tejido), o que no se caracolee en los bordes... punto de arroz, punto bobo, punto elástico, punto cesta...y un montón de puntos fantasía...
Una vez escogido el punto no olvides e hacer la muestra de tensión para relacionar la medida del ancho y el largo con la cantidad de puntos y vueltas.
Y... A tejer!!
Todo esto es a modo de orientación... porque a la hora de tejer todo es posible... tu tejes, tu decides.